¿Qué aportación económica está prevista por tipo de vivienda?

Incluyen las inversiones que aquí se detallan en la documentación informativa inicial, a falta de contrastar con el momento en que se precise realizar la inversión, una vez negociados los tipos de interés bancario y definido el proyecto con detalle y valorados los costes de construcción, que ajustaremos a las previsiones al máximo : 

La vivienda promedio de 70 metros cuadrados tiene previsto un 10% de margen accesorio, que cabría adaptarse a que la vivienda fuera un poco mayor o que los costes de construcción finalmente sean superiores.

 

 

 

Ágora Rabasa. Gestión Financiera con Cooperativas de Crédito

Al 18.10.2019, compartimos la información disponible sobre las preguntas planteadas:

Pregunta:  En las actuales Cajas con las que estamos gestionando, cuáles serían las condiciones que nos propondrían, ya sea individualmente o ya sea en cooperativa, porque es sabido de todos que el banco no se va a arriesgar.

Respuesta: Todo el trabajo actual con las Cooperativas de Crédito como Caja Rural Centra y CajaMar, está centrado en ayudarles a que nos presten el 40% de la financiación total, que asciende aproximadamente a 854.000 euros.

Ellos están haciendo el esfuerzo de considerar cómo pueden garantizarse los pagos sin tener que recurrir a avales individuales, asentando su necesaria seguridad de cobro en la calidad de las personas y de su capacidad de atender sus compromisos de las personas que constituyen su Grupo Humano. Igualmente es muy importante para ellos saber que hay una Lista de Espera de Asociados Preferentes, igualmente cualificados para atender los pagos mensuales. 

En cuanto a las condiciones del préstamo, contemos, a falta de negociar con detalle, que hará falta una provisión de efectivo que está prevista para cuando empiece la obra con el fin de atender los intereses que se generen durante el tiempo de construcción. unos 40.000 € aproximadamente. Y que se empezará a pagar las mensualidades a partir de que se empiece a vivir. 

Nos pedirán unos 6 meses de abono del derecho de uso como retén para garantizar posibles impagos a corto.

Que les demostremos la capacidad de solventar en 6 meses un posible deudor que no pague y que sea sustituido por otra unidad de convivencia que atienda regularmente sus abonos. 

Y para su seguridad a largo plazo, la posible pignoración (cesión de su uso) de los alquileres a cobrar en los 75 años si fuera necesario.  

Ellos saben que los beneficios extraeconómicos son importantes, pudiendo una vez solventada y en marcha esta operación, realizar con mucha más seguridad otras operaciones similares en un nicho de mercado de gran demanda. Y estar contribuyendo realmente a la solución de un problema crónico social como el de la vivienda en compra y en alquiler.